• El portavoz socialista recuerda que esta práctica “choca con Ley de Transparencia y Buen Gobierno y añade que todas las justificaciones esgrimidas “no son más que escusas de mal pagador, que convierten al Gobierno de la Diputación en opaco y falto de transparencia en su gestión”. 
  • En recientes fechas el Comisionado de Transparencia resolvió a favor del Grupo Socialista en una reclamación sobre el oscurantismo del presidente y del diputado de Hacienda, el señor Del Moral, sobre Segovia-21 (ahora Quinta Real), obligando a los regentes populares a entregar la documentación que reiteradamente había sido denegada. Sin embargo, según el portavoz, sigue sin serles facilitada. 
  • Opina San Macario que “negar la información, no ser transparentes y no cumplir con las resoluciones del Comisionado de la Transparencia es un claro ejemplo de lo que no deben hacer las instituciones en un Estado de Derecho, pues, lejos de ser ejemplarizante en su comportamiento y respetuosa con el resto de las instituciones, adoptan una posición del todo vergonzante”.

Segovia, 6 de octubre de 2022.- El Comisionado de Transparencia de Castilla y León, vinculado al Procurador del Común, ha admitido a trámite una nueva denuncia del PSOE ante el oscurantismo del Gobierno del Partido Popular en la Diputación. El portavoz del Grupo Socialista en la Diputación Provincial, Máximo San Macario, ha denunciado que el equipo de Gobierno vuelve a negar a la oposición el acceso a la información, en este caso, a diversos documentos del Registro General.

Según ha explicado, esta forma de proceder “choca con el texto de la Ley de Transparencia y Buen Gobierno, que permite a los ciudadanos, y con mayor rigor a los representantes de los mismos en las instituciones, el acceso a la información pública”. Asimismo, ha añadido que todas las justificaciones esgrimidas, “no son más que escusas de mal pagador, que convierten al Gobierno de la Diputación en opaco y falto de transparencia en su gestión”.

En opinión de San Macario, esta actitud sostenida por el equipo de Miguel Ángel de Vicente solo puede entenderse de dos maneras: “o bien tratan de ocultar algo o las denegaciones tienen como finalidad el dificultar la labor de control y fiscalización que realiza el Grupo Socialista”. “No nos vale que nos digan que nos llegará la información a través de las comisiones informativas, que los expedientes sobre los que nos interesamos no están cerrados o que lo que pedimos va referido a documentos que están incluidos en expedientes sobre los que ya se dará una información genérica en el futuro, pues esto no es lo que dice la ley, nosotros tenemos derecho a esa información sin escusas inventadas”.

“Para que la democracia funcione es fundamental que la oposición, sea en la Administración que sea, pueda ejercer su labor. Lamentablemente, el equipo de Gobierno de la Diputación de Segovia lo único que hace es tratar de torpedear nuestra labor y eso sólo genera desconfianza en la ciudadanía”, ha afirmado.

La negativa a facilitar información ya ha sido denunciada por los socialistas de la institución provincial. “Recordemos que en recientes fechas el Comisionado de Transparencia resolvió a favor del Grupo Socialista una reclamación sobre el oscurantismo del Presidente y del diputado de Hacienda, el señor Moral, sobre Segovia-21 (ahora Quinta Real), obligando a los regentes populares a entregar la documentación que reiteradamente nos habían denegado”.

Sin embargo, tal fallo ha sido ignorado por los populares, 20 días después de aquel fallo siguen sin facilitar a este grupo las actas Juntas de Accionistas, el contrato con Verae y los listados de compradores de parcelas. ¿Qué tapan y tratan de ocultar que no son capaces ni siquiera de cumplir la resolución del Comisionado de Transparencia?”, se ha preguntado San Macario.

Por último, San Macario ha incidido en que “con estas prácticas, el PP actúa al margen de las normas”. “Negar la información, no ser transparentes y no cumplir con las resoluciones del Comisionado de la Transparencia es un claro ejemplo de lo que no deben hacer las instituciones en un Estado de Derecho, pues, lejos de ser ejemplarizante en su comportamiento y respetuosa con el resto de las instituciones, adoptan una posición del todo vergonzante”, ha concluido.