• Sanear las arcas municipales y procurar estabilidad económica al municipio de El Espinar ha sido un mérito del Gobierno Socialista y así lo constatan los hechos y los datos que son verificables. Cuando el Gobierno Socialista entró, el 13 de junio de 2015, la deuda del Ayuntamiento era de casi 2 millones de euros; y el saldo en cuentas de titularidad municipal, de 1.032.063.69 euros. A 15 de junio de 2019, cuando termina el Gobierno del Partido Socialista en El Espinar, no hay deuda y el saldo en cuentas de titularidad municipal es de 4.995.502,67 euros.
  • El tripartito que ha entrado ahora, formado por PP, Ciudadanos y VOX, se encuentra con un presupuesto aprobado, gran parte ejecutado y otra parte contratada y a punto de ver la luz. De tal forma que a día de hoy podemos ver cómo está finalizando, por ejemplo, el proyecto de pavimentación y acerado de 2019 con importantes mejoras en los cuatro núcleos de población.
  • Cabe destacar también el importante avance del duro trabajo de Alicia Palomo como alcaldesa para conseguir un nuevo proyecto de aumento de reservas de agua en el municipio y de reparación de El Tejo, que verá la luz muy pronto y que es otra de las cuestiones que se ha encontrado resuelta el tripartito.

El grupo de concejales socialistas de El Espinar con su cabeza de lista al frente, Alicia Palomo, quiere agradecer el respaldo mayoritario obtenido en las urnas el pasado 26 de mayo. Los vecinos de El Espinar han reconocido la buena gestión llevada a cabo en la pasada legislatura, otorgando al PSOE no solo el ser la lista más votada, sino el grupo que mayor número de concejales ha obtenido, aumentando en casi 300 votos sus resultados de las elecciones de 2015.

Ha sido un pacto entre las tres fuerzas políticas de la derecha lo que no ha permitido que siga gobernando el PSOE en El Espinar. Un pacto que, además, ni siquiera se ha explicado a los vecinos, porque lo único que ha buscado, según nos enteramos por la prensa y ni siquiera por el propio alcalde y antes del pleno de organización, es el reparto de puestos. Un pacto que da más poder a las fuerzas minoritarias que al propio Grupo Popular, lo que demuestra que ha sido un pacto a cualquier precio solo por obtener la Alcaldía.

Un pacto que no habla de programa porque no lo tienen; lo iremos viendo, porque el primer punto en el que lo fundamentan es en la consolidación de la estabilidad económica. Algo que cuanto menos nos hace sonreír.

El sanear las arcas municipales y procurar estabilidad económica al municipio de El Espinar ha sido un mérito del Gobierno Socialista y así lo constatan los hechos y los datos que son verificables. Solo a modo de ejemplo: cuando el Gobierno Socialista entró, el 13 de junio de 2015, la deuda del Ayuntamiento era de casi 2 millones de euros; y el saldo en cuentas de titularidad municipal, de 1.032.063.69 euros. A 15 de junio de 2019, cuando termina el Gobierno del Partido Socialista en El Espinar, no hay deuda y el saldo en cuentas de titularidad municipal es de 4.995.502,67 euros.

Los socialistas nos sentimos muy orgullosos de haber trabajado duro hasta el último día, de tal forma que el gobierno del tripartito que ha entrado ahora se encuentra con un presupuesto aprobado, gran parte ejecutado y otra parte contratada y a punto de ver la luz. De tal forma que a día de hoy podemos ver cómo está finalizando, por ejemplo, el proyecto de pavimentación y acerado de 2019 con importantes mejoras en los cuatro núcleos de población.

Otras mejoras y actuaciones que llevan la marca socialista y que están viendo la luz en estos días son: la habilitación de puntos wifi públicos en los cuatro núcleos; la compra de maquinaria para la limpieza de nieve en aceras que ya está en dependencias municipales para el invierno que viene; la mejora en instalaciones deportivas como el campo de fútbol de San Rafael o los dos frontones (El Espinar y San Rafael); y las mejoras en la plaza de toros de El Espinar.

Ya han empezado también las obras para la construcción de la rotonda de intersección de la SG-500 con la carretera de Los Llanos y están contratadas y adjudicadas las obras de reforma de los garajes municipales de los bajos de la Plaza del Ayuntamiento y todo el arreglo del edificio municipal de la calle Segovia. De la misma manera está adjudicada la última fase de cobertores para las islas de reciclado y la instalación de toldos para zona de sombra en los parques infantiles de plaza Castilla en San Rafael y plaza de los Cuadrilleros en El Espinar.

Cabe destacar el importante avance del duro trabajo de Alicia Palomo como alcaldesa para conseguir un nuevo proyecto de aumento de reservas de agua en el municipio y de reparación de El Tejo, que verá la luz muy pronto y que es otra de las cuestiones que se ha encontrado resuelta el tripartito.

Deseamos que el reparto de gobierno que ha decidido el nuevo alcalde para poder serlo siga velando por el interés general de los espinariegos con la misma intensidad, trabajo y esfuerzo que lo ha hecho el Partido Socialista entre 2015 y 2019.